Cómo se Construyeron las Pirámides (?)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Cómo se Construyeron las Pirámides (?)

Mensaje  RBTHR el Lun Feb 01, 2010 11:24 pm

El liso y llano suponer extraterrestres desde el momento en que existen
pirámides a medio construir que muestran la existencia de rampas y
jeroglíficos que enseñan cómo hacerlas. Por supuesto, J.J. Benítez no
mostraría eso debido a que sencillamente, no vendería sus "ideas". Aquí
un texto interesante que explica la última teoría formulada dentro de
la egiptología.

NOTA: No es una teoría suponer construcción alienígena debido
a que no hay evidencia de alienígenas. Yo les preguntaría a esos que
dicen "SI, HAY ALIENÍGENAS" si estos alienígenas se adjudicaron dichas
obras. ¿Y si los enanos espaciales dicen: "NO HERMANITO, NOSOTROS NADA
QUE VER"?...


Construcción de las pirámides. Últimas investigaciones

Estos monumentos representan una proeza técnica de tal magnitud que
arqueólogos y científicos aún siguen buscando claves constructivas que
expliquen cómo se levantaron. En este sentido, la doctora californiana
Maureen Clemmons no comparte la teoría sobre la construcción de las
pirámides defendida hasta ahora por prácticamente todos los
egiptólogos: la idea de miles de esclavos trasladando gigantescas
piezas de piedra mediante rampas de madera, arena y ladrillo no le
parece creíble. Por eso, ha elaborado su propia hipótesis, que se basa
en el aprovechamiento de un elemento tan natural como el viento. Ahora
toda la comunidad científica considera verosímil que los constructores
del Antiguo Egipto utilizasen la energía eólica.

El uso de la energía eólica comenzó en esta zona del planeta, pues es
aquí donde se inventó la vela en una fecha anterior a 3500 a. C. Con
una persistencia ejemplar, en 1997 la Dra. Clemmons se planteó un
objetivo: demostrar que esa civilización utilizó el viento para
realizar sus proyectos de ingeniería. Así, lo que comenzó siendo un
experimento científico poco relevante, ha recorrido un largo e
interesante camino de pruebas y experimentos hasta convertirse en una
teoría más. Clemmons afirma:

La teoría más extendida es la del trabajo manual y el uso de rampas. Yo
estoy convencida de la inteligencia de los egipcios, y pienso que
utilizaron rampas, trabajo manual y, también, cometas. No creo que una
cosa excluya las otras. Creo que nuestra hipótesis incide en las
teorías actuales y las fortalece.

Los egipcios tallaban sus obeliscos en una sola pieza. Eran pilares
finos, en forma de aguja. Creían en el carácter sagrado de esos objetos
y los construían por parejas para los templos del dios solar. La
grandeza de los obeliscos ha ido acompañada de la mano con la evolución
de las construcciones egipcias. Por lo que se ha observado, estos eran
más pequeños en el Imperio Antiguo y más grandes en el Imperio Nuevo.
Los experimentos de iniciaron con el levantamiento de troncos de
secuoya mediante cometas. Las ideas de Maureen llegaron a oídos de un
ingeniero aeronáutico de gran renombre y prestigio, el Dr. Hans
Hornung. Cuando Clemmons les presentó su hipótesis, él y todo el
Instituto Tecnológico de California firmaron el acuerdo que hacía nacer
el proyecto Cometa. Gracias a esto pudo reunir un grupo de expertos en
diferentes campos para abordar uno de los mayores misterios de la
antigüedad.

El objetivo fue levantar dos obeliscos y mover piedras del tamaño de
las utilizadas en la construcción de las grandes pirámides. Empezaron
por los obeliscos debido a su enorme peso y a su forma de aguja,
suponiendo un reto mayor. El primer obelisco con el que trabajaron
pesaba tres toneladas y media. El primer paso fue diseñar un sistema de
elevación estable, seguro y, sobre todo, adecuado a lo que los antiguos
egipcios habrían hecho con los conocimientos y materiales de que
disponían. Los primeros ensayos se hicieron con materiales modernos,
que paulatinamente fueron reemplazados por los que utilizaban los
antiguos egipcios.

Como el cielo nocturno y las crecidas del Nilo, el viento era una de
las pocas constantes en la vida de los antiguos egipcios. El
meteorólogo de la NASA Edward Teets, miembro del proyecto Cometa,
analizó los patrones eólicos del país y descubrió que se producen
regularmente con un ritmo constante de repetición anual. Los vientos,
sobre todo los del noroeste y nordeste, por la situación del
Mediterráneo al norte de Egipto, se convirtieron en una importante
herramienta para los egipcios, ya que los barcos de vela transformaron
su forma de viajar, comerciar y comunicarse. Por eso, desde una época
muy temprana, los egipcios dominaron este elemento natural y usaron
velas en sus barcos para viajar de norte a sur. De su a norte no las
necesitaban, pues los impulsaba la corriente del Nilo. No obstante, a
pesar de la importancia del río, de la navegación a vela y del viento,
apenas existen testimonios escritos sobre ello, y tampoco hay pruebas
arqueológicas y se conservan muy pocas pinturas al respecto. Pero se
sabe que navegaban a vela y que tuvo que existir una industria.

En los laboratorios de experimentación del Instituto Tecnológico de
California, los investigadores calcularon el tamaño de las rocas
egipcias, así como cuánta fuerza se podía generar con diferentes
velocidades del viento y cometas de distinto tamaño. Las primeras
pruebas físicas no fueron sencillas y enseguida probaron que, cuando
una cometa coge aire y se hincha por primera vez, se produce una fuerza
repentina hasta dos veces más potente de lo normal.

En primer lugar sujetaron una cometa de nailon de 140 metros cuadrados
a un obelisco de 3,5 toneladas colocado sobre una plataforma. Un bien
pensado entramado de cuerdas ligado a un sistema de frenado y otro de
poleas tiró de la pesada pieza. Se estudiaron los ángulos con el fin de
no desperdiciar ni un ápice de la fuerza del viento. En la segunda
etapa los investigadores emplearon materiales similares a los del
diseño original. Es probable que las cometas fueran de lino y que
cualquier estructura que hubiera fuese de madera. Además, tenían
cuerdas que podrían haber usado como tiro.

El objetivo se consiguió: después de varias horas de intentos, en tan
solo 25 segundos, se consiguió levantar el obelisco. Su siguiente paso
fue centrarse en un obelisco de 11 toneladas. Un tamaño todavía pequeño
comparado con los originales que pesaban entre 50 y 455 toneladas. En
realidad, los egipcios usaban granito, pero se trata de una piedra
demasiado cara para el experimento. Así que, con el fin de proporcionar
mayor consistencia a la pieza, los investigadores utilizaron cemento
reforzado con un enrejado de rebar, un subproducto del acero. En su
viaje hacia el mundo antiguo, el equipo continuó reemplazando
gradualmente algunos materiales modernos por otros disponibles en el
Egipto faraónico. Había que sustituir las poleas de acero con cojinetes
y las cometas de nailon. Se probó en seco en una máquina de resistencia
a la tracción cuerdas hechas de cáñamo.

En mayo de 2003 se pusieron manos a la obra. A vistas de la expiración
de su contrato a finales de año, Clemmons y su equipo se dedicaron al
máximo. Tras cinco intentos fallidos, se consiguió levantar unos metros
la piedra de 11 toneladas mediante la fuerza del viento y una cometa.
Queriendo ante todo demostrar que los egipcios fueron capaces de llevar
a cabo estos levantamientos, el quipo dio el último paso del proceso de
retroceso histórico, cambiando la cometa de nailon por una de lino. Lo
único que obtuvieron fueron fracasos y el tiempo apremiaba a presentar
algún avance.

Decidieron cambiar de perspectiva e intentar arrastrar un bloque de 2
toneladas parecido a los múltiples que conforman las pirámides. A lo
largo de una rampa con 10 grados de inclinación, que supuestamente
usaron los egipcios, la piedra se movió. El grupo se preparó para
construir una mini pirámide de 3 bloques y consiguieron arrastrar cada
una de las piedras por la rampa y colocarla exactamente donde querían.
Al conseguir esto, pudieron ampliar ligeramente el contrato con lo que
dispusieron de algo más de tiempo para volver a intentar levantar el
obelisco. Lo consiguieron en enero de 2004 con un viento constante de 38 y 40 kilómetros por hora. El
experimento no demostró que los egipcios utilizaron este mecanismo para
levantar pesos pero sí que pudieron haberlo hecho de esta forma.



Para mayor información http://rbthrconcepto.ning.com/forum/topics/como-se-construyeron-las

Sin más. | http://rbthrconcepto.ning.com

RBTHR

Cantidad de envíos : 4
Puntos : 50
Fecha de inscripción : 01/02/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.